Rubia tetona follando con su entrenador personal

Esta rubia le pide a su marido que le contrate un entrenador personal porque quiere colocarse más bonita y tonificada para él. El esposo iluso de lo que decía su mujer, decide aceptar. Cuando el marido sale al trabajo, el entrenador llega para la rutina de ejercicios. Esta puta rubia lo seduce para tirar mientras su marido no está y él acepta hacerlo. Follan muy duro pero rico, de seguro estará bien tonificada para cuando el marido regrese.